Home / Noticias / Se derrumbó una obra en Flores y destrozó autos estacionados

Se derrumbó una obra en Flores y destrozó autos estacionados

El hecho ocurrió en la calle Gavilán, casi en la esquina de Franklin, a unos 500 metros de la Plaza Irlanda. Poco después de las 10 de la mañana, parte de la estructura de lo que era la vieja fábrica de Bonafide sufrió un colapso. Así, arrastró un andamio, que cayó sobre la vereda y la calle y destruyó al menos dos autos.

“El andamio era de contención. Nosotros vinimos a hacer algún tipo de salvamento. Trajimos perros especializados en el hallazgo de víctimas vivas. Por eso, podemos asegurar que no hay heridos, pero hasta sacar los escombros, todavía no podemos decir que no hubo víctimas mortales. En principio, todos los operarios de la obra están en buen estado”, afirmó ante los medios el titular del cuartel de bomberos de Flores, Pablo Caraballo.

El titular de los bomberos advirtió que, al no constatar la presencia de heridos debajo de los escombros, la situación ya no supone urgencia. Por el momento, se aguarda la llegada de peritos para que se analice las causas del derrumbe. Luego se procederá a remover los escombros de la calle.

“Vino personal de Guardia de Auxilio de la Ciudad y nos dijo que la estructura está inestable. Por eso, establecimos un nuevo vallado perimetral para evitar que alguien pueda verse expuesto a un nuevo accidente”, agregó Caraballo.

Desde hace cinco meses se habían iniciado los trabajos de demolición de la ex fábrica de Bonafide. Es el comienzo de las obras de la construcción de al menos tres torres de departamentos sobre la calle Gavilán.

“Yo vivo en Neuquén y comparto la medianera con esta obra en construcción. Hoy estaban trabajando con esas máquinas que cortan los fierros. Lo estaban haciendo a una velocidad muy importante”, relató Karina, una vecina del barrio, al canal TN.

“Mi marido, que sabe de estas máquinas, me dijo: ‘lo están haciendo muy fuerte, muy rápido. Esto no va a terminar bien’. Pasaron unos minutos y de repente se escuchó un ruido muy fuerte y apareció la nube de polvo. ‘Se cayó una pared, seguro’, me dijo entonces”, agregó.

Así, esa zona del barrio de Flores, muy cercana a Caballito, volvió a convertirse en el escenario de un accidente edilicio. En octubre, se registró una explosión de gas en una obra de mantenimiento en la calle Neuquén, casi esquina Gavilán, a unos 70 metros del derrumbe de hoy.

En aquella oportunidad, tampoco se registraron heridos de gravedad aunque la mayoría de las casas de esa cuadra se quedaron sin suministro de gas.

Fuente: www.infobae.com

Scroll To Top