Home / Noticias / Construcción: los jóvenes son los que más accidentes laborales sufren

Construcción: los jóvenes son los que más accidentes laborales sufren

La siniestralidad entre menores de 25 años es un 52 por ciento superior al promedio que se registra entre trabajadores que se desempeñan en otros rubros.

Los jóvenes menores de 25 años que desempeñan sus tareas en la construcción tienen una accidentabilidad 52% superior a la del promedio de los trabajadores de ese rango etario pero de todos los sectores. La siniestralidad, en esta franja, es también 38% más elevada que la de todos los hombres del rubro y 144% superior al total de varones de todas las edades y sectores. La información se desprende de una investigación realizada en 2013 por el Área de Estadística de la Superintendencia de Riesgos del Trabajo en base a datos de 2011.

Durante ese año 53 varones (16-24 años) perdieron la vida en ocasión del trabajo. Del total, 18 murieron antes de cumplir los seis meses en su empleo.

“Si bien la incidencia de la mortalidad laboral en la juventud se encuentra por debajo de la incidencia en el total de los varones, cuando se considera a los jóvenes de la construcción se triplican los riesgos de sufrir un accidente mortal”, se indica en el informe.

Las caídas con desnivelación desde alturas constituyen la principal forma de ocurrencia del accidente de los jóvenes fallecidos en la construcción. Se destacan los derrumbes (caídas de masas de tierra, de rocas piedras), desplomes (edificios de muros andamios escaleras o pilas de mercancías) y los accidentes en vehículos.

El informe destaca cuatro actividades dentro de la construcción que concentran el 81 por ciento de los trabajadores cubiertos de 16 a 24 años y el 83% de los accidentes laborales notificados, aportando al índice de accidentabilidad 148 de los 176 accidentes cada mil empleados del sector.

En tanto, el grupo de 16 a 24 comprende un total de 561.289 trabajadores cubiertos con 65.493 Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales (AT/EP) con días de bajas durante 2011 y representan el 12% del total de jóvenes cubiertos en el todo el Sistema Único de Seguridad Social (SUSS).

Tipos de accidentes

Los golpes con objetos móviles, a excepción de objetos que caen, constituyen la forma de ocurrencia del accidente preponderante para los jóvenes trabajadores de la construcción.

En segundo lugar quedan los esfuerzos físicos excesivos al levantar objetos. Entre las dos representan el 50% de incidencia en la accidentabilidad laboral.

Un tercer factor es producto de injurias, punzo cortantes o contusas involuntarias.

Según el informe de los diagnósticos realizados a los pacientes, los traumatismos de muñeca y mano se ubican en primer lugar. En tanto se estima que la recuperación luego de un accidente de un joven demanda 22 días de baja laboral.

Las principales zonas afectadas de los trabajadores son los dedos de las manos. En segundo orden la columna vertebral, los músculos adyacentes y lesiones en los ojos. Y en menor medida lastimaduras en los pies, rodillas y manos.

Asimismo, se registraron 714 casos que finalizaron con una incapacidad laboral permanente ocasionada por accidentes de trabajo o enfermedades profesionales entre los jóvenes de la construcción. Las limitaciones permanentes que comprenden hasta un 10% de incapacidad laboral concentran la mayor proporción de los casos asumiendo valores que varían entre el 69 y el 78, según la actividad considerada.

Fuente: www.lmneuquen.com.ar

Scroll To Top